República Dominicana

Noticias

Amarante Baret: “Vamos a ganarle la batalla a la delincuencia”

Santiago.- El ministro de Interior y Policía, Carlos Amarante Baret, proclamó aquí que el gobierno central, el ministerio que dirige y la Policía Nacional trabajan arduamente para ganarle la batalla a la delincuencia, pero advirtió que para que ese trabajo sea efectivo, se requiere la participación de toda la ciudadanía, organizaciones populares y comunitarias.

Dijo que como parte de ese trabajo, el gobierno y sus organismos de seguridad han intervenido unos 20 barrios proclives a la violencia y la delincuencia, en los que se ha incautado un gran número de armas de fuego ilegales, se ha capturado a prófugos de la justicia y se ha detenido a personas que han delinquido.

Amarante Baret habló en el congreso “Seguridad Ciudadana: Hacia un Santiago Seguro”, donde pronunció la conferencia “Seguridad Ciudadana, hacia un nuevo paradigma”, organizado por el Consejo para la Seguridad de Santiago, donde intervinieron reconocidas personalidades, entre ellos la fiscal Jenny Berenice Reynoso; Servio Tulio Castaños, vicepresidente de la Fundación Institucionalidad y Justicia, el comunicador Ricardo Nieves, el abogado Cándido Simón y Juan Carlos Ortiz, presidente del Consejo para la Seguridad de Santiago, entre otros.

“Vamos a ganarle la batalla a la delincuencia en la República Dominicana. Este país va poco a poco dejando atrás también situaciones de desigualdad, de poca participación de la gente. No somos un país rico, pero tenemos el suficiente potencial para hacer del nuestro un país próspero. El rezago y la delincuencia no es un problema genético, es un problema de falta de oportunidades”, proclamó el funcionario.

Nuevo paradigma 

Amarante Baret afirmó que en Interior y Policía se está estructurando un nuevo paradigma en materia de Seguridad Ciudadana, tras reconocer que el tema de seguridad preocupa a todos en el país, que cuando se refleja en las encuestas inquieta a toda la ciudadanía, “y esto impacta en todos quienes somos funcionarios del gobierno”.

Ese nuevo paradigma está basado en datos del Observatorio de Seguridad Ciudadana, que detalla y analiza los distintos componentes de la delincuencia y actos violentos que afectan a la sociedad, como los homicidios, robos, asaltos, muertes violentas en la comisión de delitos, robos de armas de fuego, cantidad y tipo de armas ilegales, sustracción de motocicletas y otros tipos de vehículos y lugares donde mayormente ocurren estos hechos.

Tras la elaboración de un mapa e identificación de los lugares donde mayormente se dan estos acontecimientos, el gobierno, a través de Interior y Policía y la Dirección de Programas Especiales de la Presidencia, ha estructurado, junto a otras dependencias oficiales, el Programa de Inclusión Social y Seguridad Ciudadana, mediante el cual hasta ahora han sido intervenidos 20 barrios de la Provincia Santo Domingo, abarcando una población de 311 mil 800 personas, que son beneficiarios directos.

Ese programa, con un alto componente social, de inclusión de su población al Seguro Nacional de Salud (SENASA), reparación de calles, casas y callejones, limpieza de cañadas, ferias de empleos, operativos médicos y de salud visual, entrega de medicamentos, entre otros, en pocos días será llevado al sector Cienfuegos, de Santiago.

Separación de los malos policías

A la pregunta de una persona del público asistente a su conferencia, el Ministro de Interior y Policía, dijo que en base a lo que dispone la nueva Ley Orgánica de la Policía Nacional, el Consejo Superior Policial, el cual él preside, ha separado de la institución a 7,068 oficiales medios y superiores, clases y alistados por la comisión de faltas graves.

Agregó que incluso han sido separados oficiales que hacen un mal uso o manejo distorsionados de los policías a su cargo en una región o comandancia determinada.

“Estamos mejorando y estamos sancionando; el nuevo paradigma de la seguridad ciudadana tiene como meta final cambiar la realidad actual para que la gente pueda sentirse más segura en las calles, en los campos, en las plazas, en todo el territorio. Los delincuentes no tienen ningún derecho a robarnos la paz a los ciudadanos de la República Dominicana”, aseguró.

Afirmó, no obstante, que el nuevo paradigma que se busca en materia de seguridad ciudadana no será alcanzado sólo con la actuación de la Policía Nacional, porque “ni la Policía, ni el gobierno pueden resolver por sí solos el problema;  se requiere del concurso, el apoyo y participación de la ciudadanía, las entidades, las comunidades”.

“Se trata de que tomemos acciones específicas que impacten en la mayoría de los ciudadanos de este país. Las estadísticas indican que tenemos unos niveles de violencia que no se compadecen  con la idiosincrasia de los dominicanos, pero ha habido una modificación de la conducta que no la veíamos hace veinte o treinta años”, observó.

 Dirección de prensa. Viernes 27 de octubre, 2017.